martes, 21 de abril de 2009

ACERCÁNDOSE A LA TUMBA DE CLEOPATRA


Alejandría http://www.abc.es/ 20/04/2009

En una colina del delta del Nilo, a orillas del Mediterráneo, los arqueólogos han iniciado una nueva excavación bajo el templo de Taposiris Magna junto a un suburbio de Alejandría para intentar determinar si esa es la ubicación en la que fue enterrada Cleopatra con el general romano Marco Antonio, vencido por Octavio César en la batalla de Actium.

Ayer, según informa EP, el director del Consejo Superior de Antigüedades de Egipto, Zahi Hawass, acompañaba a los periodistas en una gira por la zona y les presentó el descubrimiento de cerca de 22 monedas de bronce con el nombre de Cleopatra, una estatuilla de la faraona y una máscara de alabastro con una barbilla similar a la de Marco Antonio, y anunciaba la existencia de varias cámaras bajo ese templo. La tumba nunca ha sido hallada, pero ciertos indicios apuntan a que los sacerdotes de Cleopatra transportaron su cuerpo tras su suicidio para que reposara junto a su última pareja, el general Marco Antonio. «Podría ser el hallazgo más importante del siglo XXI. Es un lugar perfecto para que estén ocultos los restos», afirmó Hawass.

Arqueólogos egipcios y dominicanos tienen previsto avanzar estas excavaciones en otoño, ya que la colina en la que está el templo domina la residencia de verano del presidente Hosni Mubarak, pero ya han determinado, mediante exploraciones por radar que podría haber un total de tres cámaras a 20 metros de profundidad, bajo rocas calizas. Esta misma semana también fue descubierto cerca del templo un cementerio que contiene momias, un indicativo del entierro de miembros de la realeza alrededor del templo.

Basándose en los escritos de Plutarco, los historiadores creen que Marco Antonio y Cleopatra fueron enterrados juntos. La profesora universitaria dominicana Kathleen Martínez fue la primera en plantear la hipótesis de que Cleopatra pueda estar enterrada bajo este templo y cree que una de las cámaras podría contener los restos de la pareja. Si Martínez y su equipo, que lleva tres años trabajando, finalmente hallan cuerpos momificados, deberán buscar cartuchos de jeroglífico que confirmen que se trata de Cleopatra, o bien una corona que revele su identidad. Según Martínez, el cuerpo de Marco Antonio podría estar aún ataviado con el uniforme de general romano.

Los arqueólogos previamente habían pasado por alto el templo, construido por Ptolomeo II cerca del 300 antes de Cristo, y se habían centrado en un cementerio de Alejandría sumergido bajo el mar tras un seísmo en el siglo VIII. Sin embargo, Martínez asegura que se habría elegido una ubicación más segura, en una colina a 50 kilómetros al oeste de Alejandría, pensando en la posteridad. «Necesitaba un lugar protegido para su otra vida. De otro modo, habría desaparecido para siempre», concluyó.



Para saber más:

Un radar revela la posible ubicación de la tumba de Marco Antonio y de Cleopatra
Arqueólogos buscan tumba de Cleopatra en Egipto
Egipto presenta artefactos que indicarían la tumba de Cleopatra
Página oficial del Dr. Zahi Hawass

Via: CulturaClásica.com