lunes, 18 de agosto de 2008

CATASTERISMOS: Las Híades


LAS HÍADES (Ὑάδες en griego) es un cúmulo estelar abierto localizado en la constelación de Tauro. Sus estrellas más brillantes forman una "V" oblicua alrededor de la gran gigante Aldebarán (α Tau), la estrella más brillante en el campo visual, la cual no forma parte de este cúmulo. Siendo un cúmulo visible a simple vista, las Híades ya eran conocidas en la Prehistoria. Fueron mencionadas por Homero en el año 750 a. C y Hesíodo en el 700 a. C. Probablemente catalogado por primera vez por Giovanni Batista Hodierna en 1654, Lewis Boss, en 1908, fue el primero en demostrar que el conjunto de estrellas conformaban un cúmulo.

EL MITO

Las Híades en la mitología griega son las ninfas hacedoras de lluvia, al menos esto es lo que parece que significa su nombre. En un principio las híades eran unas estrellas que aparecen en primavera; de las que se decía habían sido unas ninfas transformadas por Zeus en constelación por los grandes servicios que realizaron cuidando a Dioniso. En la mitológica comarca de Nisa, atendieron al niño Dioniso, entregándoselo posteriormente a Ino. Se dice que las híades son hijas de Atlante y Pléyone o la oceánida Etra.
En una versión más tardía, se hacía de las Híades unas muchachas; hermanas de Hiante, que, desoladas por la muerte de éste, murieron de pena. Zeus, en reconocimiento de este amor, compadeció a las hermanas tornándolas en estrellas y las situó en la cabeza de Tauro, donde su salida anual va acompañada por lluvia abundante.
Las Híades son las siguientes: Fésile, Córonide, Eudora, Ambrosia, Feo, Polixo, Dione

En la mitología romana a las Híades se les identifica con las Súculas.

Wikipedia: Las Híades